English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Chikungunya: qué es y cuáles son sus síntomas

Imagen: Cynoclub
El virus chikungunya, de origen tropical, se contagia a través de las picaduras del mosquito tigre y presenta síntomas similares a los de la gripe, aunque en algunos casos pueden ser más severos.
Se trata de un virus tropical llegado a través del mosquito tigre, que transmite la fiebre o enfermedad chikungunya (chikunguña) al alimentarse de la sangre de personas infectadas. Esta infección es originaria de algunas zonas de África y Asia, en donde aparece sobre todo en las épocas de lluvia. El virus se encontró por primera vez en Tanzania y Uganda en 1953. A continuación se explica qué síntomas tiene el chikungunya, cuáles pueden ser sus consecuencias y cómo prevenirlo, ya que no existe una vacuna específica. - Por TERESA ROMANILLOS


Síntomas del chikungunya: similares a los de una gripe
Fiebre, dolores musculares... es probable que algunos casos de chikungunya se confundan con una gripe. La enfermedad suele empezar de esta forma, con fiebre alta que puede aparecer de forma súbita y que se acompaña de dolores musculares y cefalea. También son muy frecuentes los dolores en las articulaciones de las piernas, que pueden ser fuertes y debilitantes. En algunos casos, además, se acompaña de una erupción cutánea en forma de manchas y pequeños habones. Las náuseas y vómitos, así como la conjuntivitis, no son infrecuentes.

A pesar de que no es una infección especialmente grave, en algunos casos pueden producirse complicaciones entre las que se encuentran hemorragias, afectaciones oculares más importantes y problemas del sistema nervioso en forma de meningoencefalitis, entre otros. También puede verse afectado el corazón, el riñón y el hígado. Los casos fatales son raros y suelen darse en bebés, personas de edad avanzada o bien en pacientes que sufren otras enfermedades.

Los síntomas de la fiebre o enfermedad chikungunya aparecen en los primeros días después de la picadura y pueden durar entre una y tres semanas. A veces, la afección puede pasar inadvertida y confundirse con un cuadro gripal, ya que en algunos casos los síntomas pueden ser leves. No es raro que algunos pacientes presenten recaídas de los dolores articulares en los meses siguientes, que incluso pueden hacerse crónicos.

Al igual que en muchas enfermedades producidas por virus, no hay un tratamiento efectivo específico y la clínica se resuelve de forma espontánea, con la ayuda de analgésicos para mejorar la fiebre y los dolores articulares. Los antiinflamatorios pueden ser útiles para mejorar la afectación de las articulaciones, aunque no es recomendable el uso de aspirina. Lo que sí se aconseja es reposo y tomar abundantes líquidos, sobre todo mientras dure la fiebre alta. Como tampoco hay una vacuna contra el chikungunya, la mejor prevención es la lucha contra el mosquito tigre a fin de evitar picaduras.

Combatir el mosquito tigre, la mejor arma preventiva
El mosquito tigre llegó hace 10 años. Aunque no se ha llegado a confirmar, al parecer vino procedente del sudeste asiático, alojado en unos neumáticos usados en los que habría huevos de mosquito. Una temperatura cálida y un nivel de lluvias aceptable habrían propiciado que el mosquito se instalara en toda la zona del Mediterráneo, que es la más afectada.

Las larvas se reproducen en aguas estancadas y, por este motivo, es muy importante el mantenimiento de piscinas y balsas, así como evitar el agua de charcos, desagües, etc. cerca de las viviendas. El mosquito suele picar de día y al aire libre, pero parece que se está empezando a adaptar a los interiores de las casas. Dado que no le gustan las temperaturas bajas, el aire acondicionado los ahuyenta. Para reducir el riesgo de picaduras se recomienda vestir prendas de manga larga, así como usar mosquiteras y repelentes. Con el fin de evitar que el chikungunya pueda transmitirse, las personas infectadas deben tomar precauciones para impedir nuevas picaduras de mosquitos durante los primeros días de la enfermedad.

Para contactarnosescobarlarevistadigital@gmail.com
Escobar La Revista Digital
Publicar un comentario

Entradas populares