English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Terapias alternativas para las alergias

Una alergia (del griego αλλεργία —allergía— y éste de las palabras en el mismo idioma αλλος —‘otro’—, y εργíα —‘trabajo’—; la palabra así compuesta tiene el significado de «reacción extraña») es una hipersensibilidad a una partícula o sustancia que, si se inhala, ingiere o toca, produce unos síntomas característicos. Es un tipo de reacción inmunológica exagerada ante un estímulo no patógeno para la mayoría de la población. Sus manifestaciones clínicas son diversas, ya que dependen del agente causal y del órgano afectado. En la actualidad, más de un tercio de la población mundial presenta alguna enfermedad de origen alérgico.
La alergia es la causa fundamental de enfermedades tan frecuentes como rinoconjuntivitis o asma y de enfermedades tan graves como anafilaxia.
Las alergias pueden ser sumamente frustrantes porque no existe una cura para las mismas.

Muchas personas prueban con suplementos dietarios, acupuntura u otros tipos de tratamientos alternativos. Y aunque se pueda encontrar cierto alivio en los síntomas con estos tratamientos, muchos no han sido estudiados o no se ha probado la eficacia en lo que respecta a las alergias respiratorias. En general no son perjudiciales para la salud, pero pueden ser costosos y consumir mucho tiempo.


Algunas de estas terapias incluyen:

-Acupuntura. Agujas muy delgadas son ubicadas por dentro de la piel en puntos específicos del cuerpo. Los resultados que esta ha tenido sobre los síntomas alérgicos son discutidos entre los profesionales.

-Homeopatía. Muy pequeñas cantidades de sustancias que se creen son las causantes de enfermedades, son usadas para tratar enfermedades. Un estudio realizado en el año 2000 indicaba que la homeopatía difería del placebo en el tratamiento de la rinitis alérgica ya que contribuía a aliviar la congestión nasal.

-Terapia de neutralización. Dosis de las sustancias a las que se es alérgico son puestas debajo de la lengua. Esto no es lo mismo que la inmunoterapia sublingual, en la cual las cantidades de alérgeno puestas debajo de la lengua van en aumento progresivo.

-Desintoxicación. Consta de un régimen de ejercicio, transpiración forzada, vitamina B, y un coctel de agua, sal y aceite poliinsaturado.

-Terapia de potenciación enzimática. Una pequeña dosis de un alérgeno es mezclada con una muy pequeña cantidad de enzimas naturales del cuerpo y son inyectadas en la piel.

Escobar La Revista Digital
Publicar un comentario

Entradas populares