English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Rasgos de un hombre de verdad

¿Crees que sabes qué significa 'ser un hombre de verdad'? ¿Estás seguro?. Piénsalo bien: una cosa es segura: hay ciertos rasgos que definen la masculinidad en los que la mayoría de los hombres y mujeres siguen estando de acuerdo. // Autor: Carmelo Sánchez

Ha habido muchos cambios en el rol de ambos sexos en los últimos 60 años. Como resultado, las expectativas sobre los hombres han cambiado un poco.

Pero una cosa es segura: hay ciertos rasgos que definen la masculinidad en los que la mayoría de los hombres y mujeres siguen estando de acuerdo.


Esto no es una cuestión de pensamiento retrógrado o sensibilidades obsoletas, sino que apunta a las características fundamentales que la mayoría de los hombres todavía sostienen.

Fuerza, confiabilidad y acción son todavía partes fundamentales de lo que hace que un hombre sea un hombre.

Esto no significa que usted esté fallando si no cumple con algunos de estos aspectos, sino más bien que son objetivos a tener en cuenta en su intento por mejorar.


De cualquier forma que se mire, los hombres siguen compitiendo en todos los aspectos de su vida, y hay que estar preparado para lo que aparezca en su camino.

Un hombre de verdad puede defenderse

¿Sabe lo que falta en el mundo actual? Líderes que hayan tenido que luchar para llegar a la cima. En serio.

Fíjese en la dirección de cualquier empresa y encontrará un jefe que, por el poder y el dinero de sus padres, nunca tuvo que aprender las cosas de la forma difícil.

Todo líder exitoso debe haber estado en el lado equivocado de un ataque - ya sea sólo con palabras o un ataque completo.

Pero esos futuros dirigentes se levantaron una y otra vez, hasta que pudieron mantenerse firmes - y ahí es cuando comenzaron a escalar posiciones.

Un hombre de verdad mantiene su casa en orden

¿Alguna vez ha estado en la casa de su jefe? No hay cajas de pizza tiradas por ahí, no hay remeras en el piso, y seguro que no utiliza las facturas pendientes de pago como posavasos. Nadie puede dominar su vida profesional o personal, si no domina su propia casa.

Esto significa que la pereza o el hecho de ser un “macho” no es una excusa para vivir en un caos. Mantenga su hogar limpio, ordene sus documentos y - esta es la clave - sienta orgullo del lugar donde vive.

Un verdadero hombre cuida su apariencia

Esto es una obviedad. Una de las primeras cosas que todos van a notar de usted es su aspecto y su higiene. Atrás quedaron los días en que el estilo de “soy tan varonil que no me importa” funcionaba.

En estos días, los hombres se miden por su estilo. Esto no significa necesariamente usar traje y corbata; hay muchas formas diferentes en que un hombre puede vestirse bien.

Pero tiene que estar limpio, prolijo y debe demostrar su esfuerzo. Un hombre se enorgullece de su apariencia.

Usted no podrá conseguir la mejor mesa en el restaurante o atraer las miradas de las mujeres a las que quiere atraer, si no deja en claro el hecho de que se preocupa por su imagen.

Un verdadero hombre crea su propia fortuna

Un verdadero hombre no se conforma con dádivas o caridad cuando se trata de su fortuna personal. Un hombre de verdad no queda satisfecho con el dinero familiar.


Ellos le dan las gracias a la diosa fortuna y siguen adelante para decidir su propio destino. Cualquier hombre que hereda los bienes de una tía o de sus padres toma esa herencia y la multiplica por 10.

El carácter que se genera a partir de esto es esencial para crecer como hombre en el sentido tradicional.

Esto no significa que su esposa o novia no deba contribuir, y no quiere decir que no puede ser un padre que se queda en casa.

Simplemente implica que usted debe forjar y conseguir su propio espacio. Usted será verdaderamente independiente si hace esto.

Un hombre de verdad se esfuerza por ser un modelo de vida

Un hombre de verdad se respeta a sí mismo y a los demás en todo momento. Si usted quiere construir una familia, una de las responsabilidades más grandes de un hombre es ser un buen ejemplo para sus hijos.

Si decide dejar que su familia vea sus peores cualidades (irresponsabilidad o imprudencia, por ejemplo), no se estará estableciendo como el tipo de hombre que puede sentirse orgulloso como padre o esposo.

Lo mismo se aplica para las madres, pero el hombre todavía se encuentra bajo un mayor nivel de escrutinio, teniendo en cuenta las expectativas sociales sobre los hombres. Dé el ejemplo adecuado.

La palabra de un verdadero hombre es sagrada

Cuando un hombre de verdad hace una promesa, la cumple. Si no puede mantener una promesa, no debe dar su palabra.

Un hombre preferiría sufrir consecuencias graves que faltar a su palabra. Todo hombre sabe que sus palabras son tan poderosas como sus acciones, y deben ser tomadas en serio.

UUn hombre de verdad no se involucra en chismes

Nadie debería involucrarse en chismes. Pero un hombre que trata de ganarse el respeto de sus compañeros de trabajo o sus amigos no será respetado si se gana la reputación de ser el rey de los chismes.

Las imágenes de los hombres fuertes y silenciosos aún se mantienen... y los chismes son para personas que no tienen nada mejor que hacer.

Un hombre de verdad está concentrado

Todos nos distraemos, y las distracciones se siguen acumulando. Es fácil perder la concentración, y nos encontramos invirtiendo nuestro tiempo en cosas que no contribuyen realmente a desarrollar nuestro futuro.

A todos nos gusta ver mucha TV,, y a todos nos gusta juntarnos con amigos a tomar uno trago de más, o dos.

Pero lo importante es siempre tener una dirección clara, y asegurarse de que nada se interponga en nuestros planes.

Tómese ese trago extra, pero asegúrese de que eso no le impida estar en su escritorio a la mañana siguiente, o cualquier otra necesidad que tenga.


Escobar LA REVISTA Digital
Publicar un comentario

Entradas populares