English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

El síndrome de piernas inquietas: una enfermedad poco diagnosticada


Alrededor del 6% de la población española lo padece, aunque la mayoría de los pacientes están sin diagnosticar. Por primera vez en España, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad apoyó, el pasado 23 de septiembre, el Día Nacional del Síndrome de Piernas Inquietas. Se trata de una enfermedad que afecta a alrededor del 6% de la población española y que, en algunos casos, solo permite dormir una media de tres horas diarias.

Por este motivo, y puesto que la mayoría de los pacientes están sin diagnosticar, UCB y la Asociación Española de Síndrome de Piernas Inquietas (AESPI) organizaron la “Ponte en Marcha por el Síndrome de Piernas Inquietas”, con el objetivo de movilizar a la población para sensibilizarla sobre esta neurológica.

-->

“Haber logrado que se reconozca el Día Nacional del Síndrome de Piernas Inquietas es todo un hito que, sin duda, permitirá que esta enfermedad se haga más conocida y, consecuentemente, más diagnosticada en nuestro país”, comentó Esperanza López,presidenta de AESPI. De hecho, se escogió el 23 de septiembre puesto que se trata de la fecha de nacimiento de uno de los descriptores de la enfermedad, el doctor sueco Karl Ekbom. Por su parte, el director médico asociado del Área Terapéutica de Sistema Nervioso Central de UCB, el doctor Javier Alcázar, explicó los motivos que han motivado esta campaña: “Con esta iniciativa queremos hacer más visible a la sociedad esta enfermedad poco conocida. Nuestro objetivo es concienciar sobre la importancia de detectar los síntomas lo antes posible e invitar a todas las personas que lo deseen a participar en un encuentro altruista en el que podrán colaborar con los pacientes”. Para “poner en marcha” a la ciudadanía, se recreó un espacio en el C.C. Príncipe Pío de Madrid para que todas las personas interesadas pudieran movilizarse por esta dolencia, también conocida como Enfermedad de Willis-Ekbom, a través del ejercicio físico. La iniciativa tuvo un carácter solidario y por cada kilómetro recorrido, UCB donó 1 euro para la investigación del SPI y la mejora de la calidad de vida de los pacientes.

La causa del síndrome de las piernas inquietas
El síndrome de las piernas inquietas es un trastorno neurológico que afecta produciendo movimiento en las extremidades inferiores, en las piernas.

Aunque se produce en la mediana edad mucho más habitualmente, puede producirse en cualquier edad, dando una molesta sensación en las piernas que da lugar a moverlas, aunque no produce dolor, es como si algo corriera por las venas de las piernas, o como una comezón, una sensación que conoce quien la padece.

Se considera que este síndrome podría estar debido a una disfunción en los ganglios basales del sistema nervioso. Las razones o causas del síndrome de piernas inquietas para que desencadene esta situación de síndrome de piernas inquietas por esto podría ser por falta de sueño, diabetes, anemia, parkinson o insuficiencia renal, entre otras, por eso no hay nada que lo trate. La solución pasa por descubrir qué es lo que la desencadena para poder luchar contra este síndrome. No necesariamente tiene que ser ninguna de las causas indicadas pero es probable que sea alguna de esas u otras que produzcan una disfunción en los ganglios basales.

Ya que el síndrome de las piernas inquietas empeora cuando se está quieto, es importante mover frecuentemente las piernas y hacer movimientos de pies, hacer ejercicios frecuentes para ejercitar la zona. Debe descansarse bien, hacer ejercicio diario, evitar los excitantes y bebidas alcohólicas, y sobre todo, si no mejora la situación consultar un médico para que encuentre la causa. No necesariamente tiene que ser ninguna de las causas indicadas pero es probable que sea alguna de esas u otras que produzcan una disfunción en los ganglios basales.

Consultar con el médico, tomar una serie de recomendaciones y dar con la causa que da lugar a las piernas inquietas son alguna de las cosas que se deben hacer, además de adaptarse a la situación.

Fuente: Blog de Farmacia
Escobar LA REVISTA Digital
1 comentario

Entradas populares